La verdad pura y simple es raramente pura y nunca simple